Saltar al contenido principal
¡Alargamos Black Friday -60%!
Te ayudamos a elegir, asesoramiento personalizado haciendo clic aquí.
Volver

Carrito

No hay productos en el carrito.

¿Cuánto dura un colchón? Consejos para alargar su vida útil

Los años hacen mella: si buscas señales irrefutables de que a tu colchón le ha llegado la hora… aquí las tienes 👇

16/05/2022 | Marmota

Queridísima marmota, si te mata la espalda, te levantas molida o tu colchón está deformado, quizás es que ha llegado la hora de cambiarlo.

Que no lleve una etiqueta con fecha de caducidad no quiere decir que te pueda acompañar toda la vida; por muy bien hecho que esté, según el uso que le des, los materiales y capas que tenga, la vida útil de un colchón no es infinita.

Y precisamente de esto vamos a hablar en este artículo: de cuánto dura un colchón, cada cuánto hay que cambiarlo, cómo saber si se ha agotado la vida útil de un colchón y cómo alargársela, aunque sea un poco.

Comencemos.

Cómo saber cuándo cambiar el colchón 

Cambiar o no cambiar el colchón, esa es la cuestión 🤔

Seguro que te has preguntado alguna vez si tu cama está todavía en condiciones o deberías ir pensando en renovarla. Porque, aunque has oído por ahí que la vida útil de un colchón ronda los diez años, tienes tus dudas.

Aparte de la edad, hay señales que te pueden orientar acerca del estado de forma de tu sistema de descanso, independientemente de los años que tenga. Vamos con ellas.

#1 Levantarse cansado 

Como ya comentamos en el post sobre las claves científicas para no levantarse cansado, a veces amanecemos con la sensación de no haber pegado ojo, aunque hayamos dormido las horas reglamentarias.

Y también pasa al revés: has tenido una jornada agotadora, estás deseando que llegue la hora de acostarte todo el santo día y, cuando por fin llega el ansiado momento, ¡no puedes conciliar el sueño! 🤯

Todo es dar vueltas y vueltas en la cama y nanai de la China.

Pues ojo, que es muy probable que tu colchón no te esté ayudando a descansar.

#2 Dolor de espalda 

Está demostrado que una de las principales causas de insomnio es el dolor de espalda en la cama.

Esto puede ser debido a que no hayas elegido bien el tipo de colchón que necesitas, porque tu postura para dormir te esté perjudicando o porque tu colchón ya no está en buen estado y desalinea tu columna vertebral.

Ahí lo dejamos.

#3 El colchón está deformado o hundido 

Uno de los indicadores más relevantes de cuándo cambiar el colchón es si ha perdido la forma original.

Piensa que con el uso, el peso del cuerpo va gastando los materiales de la zona donde pasas la mayor parte de la noche y poco a poco se va hundiendo, el textil de la capa superior va cediendo y, por tanto, su firmeza se va al traste.

En definitiva: si ves la huella de tu cuerpo serrano en el colchón, ha llegado la hora de darle el pasaporte.

#4 Las costuras o la capa superior están rotas 

Si por lo que sea se descosen las juntas que unen las diferentes capas del colchón, o se rasga la superficie dejando el interior a la vista, sentimos comunicarte que no es posible repararlo.

Habrás oído que se puede tapizar, coser o poner un sobre colchón, pero es un claro ejemplo de «pan para hoy y hambre para mañana» que no te recomendamos porque te gastarás el dinero dos veces.

No lo dudes: tienes que comprar otro.

Por si te queda alguna duda, aquí te traemos la prueba definitiva para saber cuándo cambiar el colchón.

Supercuestionario para saber cuánto dura un colchón 

Responde con sinceridad a estas cuestiones:

🔲 ¿Tu colchón tiene más de diez años?

🔲 ¿Descansas peor que hace unos años en la misma cama?

🔲 ¿Has dormido mejor recientemente en una cama que no es la tuya?

🔲 ¿Te levantas con sensación de agotamiento?

🔲 Si duermes en compañía, ¿caéis los dos hacia el centro de la cama?

🔲 ¿Está la superficie de tu cama rota, agujereada o como con tela sobrante?

🔲 ¿Te avergonzaría que alguien que no fuera de tu familia viera tu colchón sin funda?

Si la respuesta es sí a cualquiera de ellas, ya sabes lo que toca.

Vale, ahora ya sabemos cuándo cambiar el colchón, pero ¿cuánto dura el colchón según su material?

Sigue leyendo, que vas a salir de dudas enseguidita.

Cada cuántos años hay que cambiar el colchón según su material 

La respuesta general a cada cuánto hay que cambiar el colchón es: cada diez años.

Sin embargo, tipos de colchones hay muchos y existen diferentes variables que pueden afectar a su durabilidad:

  • Mantenimiento al que lo sometas
  • Frecuencia de uso
  • Materiales con los que está fabricado

Acerca del mantenimiento y la limpieza del colchón tienes un post dedicado enterito a tales menesteres que te puede ayudar a alargar la vida útil del tuyo.

Sobre la frecuencia, poco más que decir que no es lo mismo dormir en él los 365 días del año que solo los fines de semana en la casa del pueblo, por ejemplo. 

Por lo que se refiere a los materiales, veamos uno a uno:

Cuánto dura un colchón viscoelástico 

Empecemos por dejar claro que no hay ningún colchón que sea de espuma viscoelástica 100%, sino que se combina con otros componentes como la espuma o los muelles. E incluso con la fibra de coco, como es el caso del Hybrid Premiun de Marmota.

Dicho esto, hay que saber que la durabilidad de un colchón viscoelástico depende de la resiliencia, o sea, de su capacidad para volver a su estado original. ¿Y de qué depende tan deseable cualidad? Pues de la densidad.

A mayor densidad, mayor adaptabilidad, mayor recuperación y también durabilidad.

👉 Consejo de mantenimiento: si quieres que tu colchón viscoelástico dure esos diez años de los que se habla, hazte con uno de densidad media-alta y con al menos tres centímetros de grosor.

Cuántos años dura un colchón de látex 

Ojo con esto porque para considerar que un colchón es de látex natural, debe tener al menos un 85% de este material.

Si no es de látex natural, no diríamos que es de látex.

Y si tiene menos del 85%, tampoco.

En el caso de los colchones que sí son de látex natural, su resistencia es bastante alta pero hay que mimarlo como se merece, porque si no absorbe la humedad y se estropea más rápido. 

Básicamente, lo que el látex necesita es ventilación e higiene.

👉 Consejo de mantenimiento: si lo aireas una vez a la semana durante al menos quince minutos sin sábanas ni nada que lo cubra, lo posas sobre un somier de láminas para que transpire y le das la vuelta de vez en cuando, puede durar esos diez años e incluso alguno más.

Cuánto dura un colchón de muelles 

Por si hay alguien que no lo sabe, colchones de muelles hay de tres tipos: de muelle continuo, de muelles ensacados y de muelles biónicos o bonell.

De los tres, el de muelle continuo es el que menos dura porque su estructura con un hilo de metal se desgasta con rapidez. ¿Vida media de un colchón de esta categoría? Unos siete años, como mucho.

El siguiente en esperanza de vida es el de muelles biónicos, que, aunque pueden durar hasta diez años, no son los más cómodos, la verdad.

Y por último, tenemos los de muelles ensacados que son, de lejos, los más confortables y duraderos de los tres tipos de colchones de muelles que hemos visto. Y si van acompañados de materiales de calidad, todavía más.

👉 Consejo de mantenimiento: dale la vuelta al colchón una vez al mes para que el desgaste sea progresivo y uniforme por ambos lados y evita que se convierta en el parque de tu prole, que no está hecho para saltar.

Cuánto dura un colchón de espuma de poliuretano 

La durabilidad de un colchón de espuma de poliuretano depende también de la mencionada resiliencia y, por tanto, de la densidad.

Esta espuma es muy utilizada en la fabricación de camas para complementar con látex o con viscoelástica, aunque también las hay solo de este tipo de espuma.

Aunque lo desaconsejamos completamente, si por lo que sea te lanzas a comprar un colchón solo de espuma de esta clase, presta atención al menos a que su densidad sea de 60 kg/m³; de lo contrario, despídete de él a los cinco años o antes.

👉 Consejo de mantenimiento: dale la vuelta al colchón con frecuencia y ponle funda y protector impermeable transpirable SIEMPRE.

Esto va tocando a su fin, pero como no hay descanso que valga sin una buena almohada, veamos cada cuánto hay que cambiarla.

Y las almohadas, ¿cada cuánto se cambian? 

Tipos de almohadas hay tantos o más que colchones.

De viscoelástica, espuma, látex, plumas, rellenos sintéticos… 

Rectangulares, de mariposa, lumbares, cervicales… 

Todo un océano de posibilidades para que cada marmota se sienta lo más a gusto posible.

Como supondrás, no puede durar lo mismo un soporte para la cabeza que está hecho de una resistente viscoelástica que una rellena de plumas.

Más allá de cuál de ellas es mejor para una correcta alineación de tu espina dorsal, lo que está clarísimo es que las de visco y las de látex son las que más duran. Peeero, la durabilidad no es el único criterio que manda a la hora de cambiar de almohada.

En este caso entra en juego la higiene también; no vamos a profundizar en cómo y cuánto se puede ensuciar una almohada, eso lo dejamos a tu imaginación 🙃

Lo que sí te diremos es que, según la organización americana Sleep Foundation, todas las almohadas que NO sean de viscoelástica o de látex, deben ser reemplazadas cada uno o dos años dependiendo de lo deteriorada que la veamos y la frecuencia de uso.

Entonces, ¿cada cuánto cambiar la almohada viscoelástica y de látex? Con hacerlo cada dos o tres años es más que suficiente, sobre todo si no las sometes a más estrés que al de dormir sobre ellas.

No podemos terminar esta guía sobre cuánto dura un colchón sin decir que la mejor manera de alargar su vida útil es comprarlo bueno, que ya se sabe que lo barato sale caro.

Si los materiales con los que está hecho son de calidad, las capas de la estructura están bien calibradas y los textiles que las revisten están bien tejidos, el desgaste será progresivo y lento, de manera que sus atributos permanecerán a la altura de tu descanso el mayor tiempo posible. 

Y lo mismo pasa con la almohada.

Ya verás como durmiendo con un colchón y una almohada en condiciones descansas más y mejor, necesario para que tu cuerpo y tu mente estén frescos durante todo el día.

Adiós a tus dudas

Nuestro equipo de expertos te asesora y te aconseja de forma inmediata, personalizada y 100% gratuita.
Toma la mejor decisión escogiendo el producto que mejor se adapta a tí.



Atención comercial

Deja tu teléfono y te llamamos en segundos


Gracias, en breve te llamará uno de nuestros asesores (siempre dentro del horario de atención al cliente, de lunes a viernes de 10:00h a 21:00h)

Llámanos

Llámanos tú mismo al
930 160 035

Atención al cliente

Para cualquier otra consulta contacta con el departamento de atención al cliente al 900 670 690

RECIBE OFERTAS EXCLUSIVAS

Seguro que eres de los nuestros, de los que siempre retrasa la alarma pidiendo esos 5 minutos más. Estamos deseando contarte todas nuestras ofertas y novedades así que déjanos tu email y te mantendremos siempre soñando, marmoteando....ZZZ

Cookies